ALMA revela los componentes de una galaxia a 12.400 millones de años-luz de distancia

Un equipo multinacional compuesto por investigadores de Japón y Europa observaron una “galaxia submilimétrica” ubicada a unos 12,4 mil millones de años-luz de distancia, utilizando el Atacama Large Millimiter/Submillimiter Array, ALMA.

Comparando la información obtenida por ALMA con modelos numéricos revelaron que la composición de los elementos de esta galaxia en el Universo temprano, es decir, unos mil 300 mil millones de años después del Big Bang, eran bastante similares a la composición de los elementos existentes en el Universo actual. Este resultado sugiere que ocurrió una intensa formación estelar en dicha etapa temprana del Universo.


ALMA es una instalación astronómica internacional ubicada a 40 kilómetros de San Pedro de Atacama y a 5.000 metros de altitud en el norte de Chile, específicamente en el Llano de Chajnantor. ALMA es una asociación entre Europa, Norteamérica y Asia del Este en cooperación con la República de Chile. Aunque continúa en construcción, ya comenzó sus observaciones del proceso llamado de “Ciencia Inicial”, con un cuarto de su capacidad. Cuando esté terminado, a fines del próximo año, será el mayor proyecto astronómico que exista: un solo telescopio de diseño revolucionario, compuesto de 66 antenas de alta precisión.

Gracias al uso de ALMA este equipo multinacional de investigación logró detectar una línea de emisión de nitrógeno contenida en esta galaxia submilimétrica. “Al principio pensé que esta observación sería muy difícil”, señaló el líder del proyecto, Tohru Nagao, Profesor Asociado del Centro Hakubi para Investigación Avanzada de la Universidad de Kioto. Nagao agrega: “la línea de emisión de nitrógeno que se esperaba encontrar originalmente era extremadamente débil. Por eso estaba muy entusiasmado al encontrar una clara línea de emisión de nitrógeno. El poder de ALMA me sobrecogió”.

La galaxia submilimétrica posee una intensa actividad de formación estelar pero está cubierta por grandes cantidades de polvo que bloquean la luz visible, por lo que se dificulta su observación detallada con telescopios ópticos. ALMA observa los objetos celestes en longitudes de onda milimétrica, lo que le permite penetrar a través de las nubes de polvo. ALMA posee además una extraordinaria sensibilidad para captar incluso las señales de radio extremadamente débiles. Este es el resultado de una de las galaxias más distantes que ALMA haya observado.

Esta investigación será publicada en la sección “Letters” de la revista de astronomía europea Astronomy & Astrophysics.

Fuente

Web http://grupogabie.blogspot.com/

Pertenecientes a las redes de investigación

R.a.d.i.o.: Red Argentina de Investigación Ovni
R.a.a.o.: Red Argentina Alerta Ovni
Seti Home

Comentarios